1572380324.jpg
CARTEL CAPTACION CF BENIDORM.jpg

Triunfo titánico para salvar la categoría un año más


Hércules C.F. SAD “B” 1-3 Atl. Benidorm


Sexta y última jornada del play off por la permanencia de la liga nacional juvenil en el que el futuro del Atlético Benidorm dependía de su victoria en el partido celebrado a las 12 horas del mediodía en la ciudad deportiva de Alicante, ante un rival, el Hércules “B”, que llegaba a este encuentro sin opciones de salvación pero con una racha triunfal de cuatro victorias seguidas que presagiaban un partido muy duro para los chicos de Jime.


Por su parte al Atlético Benidorm le valía cualquier resultado que hicieran sus máximos perseguidores, el San Marcelino que jugaba contra el Celtic de Elche como visitante, y al final del partido el resultado 0-4, y el enfrentamiento directo entre Paterna y Denia que se saldó con la victoria local por 2-1, con lo que sólo la victoria era valedera para certificar su permanencia al conjunto benidormí.


Dio comienzo el partido y la primera jugada de peligro corría a cargo del equipo local aunque sin excesivo peligro para la meta de Vicedo. Avisaba el Hércules de sus intenciones, algo que no amedrentó al conjunto benidormí que se mostraba serio y férreo en su juego defensivo, y con mucha intencionalidad en sus transiciones de ataque, tal es así que la primera aproximación al área herculina se saldaba con un disparo al larguero por parte de Jaime. Continuaba el juego y poco a poco el conjunto dirigido por Jime iba creciendo en el campo y en el juego, neutralizando las acciones locales sin tener sobresaltos en su portería, y en ataque con un par de jugadas a la espalda de la defensa en las que Rubén pudo haber hecho moverse el electrónico. No fue hasta el minuto 33, y después de la parada de hidratación, cuando un buen balón a la espalda de la defensa era controlado y conducido por Rubén hasta la línea de fondo, donde tras arrastrar a tres defensas dio el balón atrás para que Marc hiciera el 0 a 1 y diera opciones e ilusiones a la parroquia benidormí. Al descanso 0-1, y pudo haber sido algo más a tenor de lo visto en el campo.


Esfuerzo titánico el de los dos equipos el visto en la primera parte con un calor de justicia en el que el termómetro marcaba los 34 grados.


Segunda parte, de infarto. El equipo local entró con más empuje y se notó en las primeras aproximaciones que levantaba de los asientos a los asistentes a la ciudad deportiva. Y como dice el refrán, tanto va el cántaro a la fuente, que en una internada por banda izquierda el Hércules forzaba un claro penalti en el 58’ que supondría el empate en el marcador. El gol dejó algo grogui a los chicos de Benidorm y le costó un poco retomar el pulso, no sin antes sufrir otra clara ocasión que de haber sido gol hubiese sido trágico para el devenir y futuro de los benidormís. En el minuto 75 y aprovechando la parada de hidratación, entraba Felip, cadete autonómico que había debutado en la anterior jornada haciendo el gol del empate, y que sustituía a Jaime que se marchaba extenuado por el esfuerzo realizado. Cambio que sirvió para dar aire fresco a la delantera visitante que tras el parón y la arenga del mister parecía un equipo renovado en fuerzas y ánimos. Acto seguido a la reanudación, Yosmel se internaba por banda izquierda y ponía el balón al palo largo para la llegada de Fran que solo ante el puerta elevaba el balón por encima del travesaño. Pese a ello, continuaba el asedio visitante, tal es así que en el 79’ y en jugada calcada a la anterior, esta vez Fran si hacía el 1 a 2 y llevaba la locura a los aficionados benidormis. Tras el gol, el Benidorm quería más y sobretodo poder sentenciar un partido que se había puesto de cara y no querían dejar escapar el sueño por el que habían estado peleando toda la temporada. En el minuto 84, una internada por banda derecha de Felip, que driblaba a dos defensas dentro del área y forzaba la pena máxima, que fue transformada por Rubén para hacer el 1 a 3, que a la postre sería definitivo. Gol de Rubén, al cual se le había resistido durante todo el encuentro, pese a las grandes ocasiones que había disfrutado, merecido por el trabajo realizado y entregar su mejor versión al equipo cuando más lo necesitaba. Y también como no, Felip, que ha sido un auténtico baluarte en las dos últimas jornadas para el equipo juvenil, y del cual auguramos un futuro prometedor. Tras el penalti, fueron pasando los minutos y el equipo visitante tiró de oficio para dormir el partido y que pasaran los minutos hasta que el árbitro pitó el final del encuentro.


Partido para enmarcar de los chicos del Benidorm, justos merecedores de la victoria ante un grandísimo rival como el Hércules.


El pitido final del colegiado provocó el júbilo, las alegrías, los abrazos, los llantos, los cánticos y las celebraciones de jugadores, familiares, técnicos, directivos y aficionados, por un merecido triunfo y una merecida permanencia de un equipo que no dejó de creer nunca en sus posibilidades y opciones de salvación.


Un equipo que como bien dice su mister, “son unos auténticos guerreros, nunca han dejado de confiar y trabajar”, “estos chicos han vivido y sufrido durante 26 jornadas en el descenso y hoy pueden sentirse libres y orgullosos por el esfuerzo, trabajo y sacrificio que han hecho”, “se merecen esto y mucho más, y no hay palabra que pueda describir la felicidad que me da ver sus caras alegres aunque cansadas del esfuerzo titánico que han realizado en el día de hoy con el calor que han sufrido y el desgaste de los 94 minutos de partido”. “Es un orgullo dirigir a este pedazo de equipo en el que hoy pueden disfrutar de su victoria, permanencia y del merecido descanso del guerrero, que es lo que son”.


Por nuestra parte, felicitar al Atlético Benidorm por el objetivo conseguido, al cual deseamos mucha suerte en la próxima temporada en la que esperamos seguir siendo su talismán y nos sumamos a todas las felicitaciones y reconocimientos que reciban los muchachos, verdaderos artífices de una hazaña la realizada esta temporada.

20210312_121600.jpg
122825352_1429272123928250_1781265340747